“País Valencià serà republicà” van cridar els socialistes valencians que havien guanyat el pas al ple de l’esmena i que la direcció va avortar

El PSOE evita pedir la República tras un tenso debate, pero define sus valores como “republicanos”

El equipo de Sánchez y las Juventudes Socialistas pactan un texto que elimina la referencia al referéndum entre monarquía o República.

El plenario del 39 congreso federal del PSOE.Efe

La nueva dirección del PSOE ha evitado in extremis que el pleno del 39 congreso federal votase una enmienda que pedía la implantación de una República en España. La enmienda fue presentada por las Juventudes Socialistas en una de las comisiones para la ponencia política. Logró pasar el corte para llegar al pleno por 98 votos a favor y 69 en contra.
El texto era contundente y hablaba de convocar un referéndum para elegir entre monarquía o República. El PSOE intentó retirar la enmienda ante las reticencias de las Juventudes del partido. Esta situación provocó un retraso de más de dos horas en la aprobación de los dictámenes de las comisiones. El pleno, previsto para las 22 horas del sábado, comenzó pasada la medianoche.

República descafeinada

Lo hizo, eso sí, con un pacto. Finalmente se acordó una redacción descafeinada, sin referencia alguna al referéndum y hablando genéricamente de los “valores republicanos” del PSOE y su apuesta por un modelo de Estado “federal”. Nada que ver con el texto original, que animaba a avanzar e implantar la República como modelo de Estado” mediante una reforma constitucional y la convocatoria de un referéndum.
Un pequeño grupo de delegados hizo sentir que se trataba de un debate importante en los instantes previos al plenario paseando dos banderas republicanas al grito de “¡España, mañana, será republicana!”. El cántico no encontró demasiado eco. Pero animó los instantes previos a la clausura tras una jornada muy larga.
La ponencia política del PSOE se cerró con otros acuerdos ya conocidos y que generaron más consenso. El partido asume la plurinacionalidad, pero de una manera distinta a Podemos. Para el PSOE, la soberanía nacional sigue residiendo en el conjunto del pueblo español.

Iglesia y gestación subrogada

La nueva presidenta del PSOE, Cristina Narbona, ha asegurado que el reconocimiento de la plurinacionalidad acordada por su partido es “perfectamente compatible con su integridad del Estado español y con la soberanía” de todos los ciudadanos. Narbona ha defendido la decisión de recoger en su ideario el compromiso de “perfeccionar el reconocimiento del carácter plurinacional de España” durante su intervención ante el plenario para informar de los acuerdos adoptados durante el debate de las comisiones.”La plurinacionalidad es perfectamente compatible con la integridad del Estado español y con la soberanía de todo el pueblo de España”, ha subrayado la exministra.

Levante-EMV publica l’article “Los valencianos y España” de Víctor Baeta

per a engrandir cliqueu damunt

TEXT ORIGINAL (en roig allò no transcrit)

Los valencianos y España (1)
Antes de entrar a analizar la relación existente entre los valencianos y España, definamos los términos.
–         Valencianos, es decir, los cinco millones de residentes de la actual Comunitat Valenciana, d’Orihuela-Oriola a Vinaròs, territorio del histórico Regne de València, borrado políticamente del mapa de Europa, por el “justo derecho de conquista” acción bélica que se plasmó jurídicamente en el decreto borbónico de Nueva Planta del 29 de junio de 1707.
–         España o Nación española o Pueblo español o Estado español, es decir, la concreción del proyecto imperial de los soberanos de Castilla, explicitado en el primer artículo de la primera Constitución española, la de 1812, que dice:
Artículo 1: La Nación española es la reunión de todos los españoles de ambos hemisferios.
Definición que liga el concepto de España a la idea de Imperio y en consecuencia, la Nación española o España subsistirá mientras sobreviva el Imperio que forjó Castilla o, para ser rigurosos, mientras sobreviva el Imperio que forjaron los soberanos (reyes, oligarquías o parlamentos) que eligieron Castilla como metrópoli de su imperio. De ese Imperio castellano, rebautizado español desde 1812, en la actualidad, desprendidas ya las colonias de ultramar, solo restan los territorios de la antigua Corona de Aragón y los enclaves africanos de las Islas Canarias y las ciudades marroquís de Ceuta y Melilla. La relación con Navarra y Vasconia es ambigua, en apariencia de no dominio y basada en el pacto.
Para los valencianos la Nueva Planta de 1707 está vigente. La soberanía territorial que se define en ella y cuya única legalidad jurídica surge de «el justo derecho de conquista», es la base de todas las constituciones españolas, desde la primera de 1812, hasta la actual, pasando por la republicana de 1931.  La soberanía que aduce el Estado español, por su génesis, es espuria y los treinta y dos  diputados valencianos,  diluidos en su parlamento, tan inocuos políticamente como los procuradores saharauis en las Cortes franquistas. Para los valencianos el Estado español solo es garantía de espolio. Al recaudar nuestros impuestos y decidir unilateralmente el pago del gasto y las inversiones públicas nos tratan como lo que somos para ellos: una colonia. Su criterio distributivo es: a estos les damos los restos y si quieren algo que se lo paguen.
Ahora, en mayo del 2017, asistimos de nuevo al baile de eunucos de los parlamentarios valencianos en Madrid, castrados y bien cebados, para asentir –no sin ciertas ‘distracciones’ demagógicas de algunos- ante la ignominia que representan los presupuestos del Estado español para con los cinco millones de valencianos. Decimos ‘distracciones’ porque, en esta segunda restauración monárquica, los valencianos somos ‘distraídos’ por la oposición de turno con la excusa que es el ‘otro’, el Gobierno central o autonómico respectivo en el poder, el responsable de que los valencianos seamos tratados con menosprecio por todos ellos. Estén las derechas españolas en el poder, estén las izquierdas españolas en el poder, la consideración  por parte del Estado español respecto a los valencianos es siempre la misma: desaire y ninguneo.
A los valencianos no nos aprovechan los Rajoy o Rivera, pero tampoco los que aspiran a substituirles: los Sánchez o Iglesias, a los que se ha sumado entusiásticamente ‘nuestro’ Baldoví, para mejor “ofrenar noves glòries a…” la izquierda española. Pero ya tampoco el PPCV o el PSPV o Compromís o Ciudadanos o Podemos, supeditados todos ellos a lo que les marcan desde Madrid.
Los valencianos o ejercemos políticamente de valencianos o se nos continuarán miccionando encima de manera inmisericorde como desde siempre  lo están haciendo. Los valencianos hemos de tomar nota de los navarros, de los canarios, de los catalanes y de los vascos.
Los valencianos hemos de evitar que nos distraigan con los cantos de sirenas de las derechas e izquierdas españolas que, con sus discursos,  se reparten las clientelas para mantenernos a los valencianos bien divididos y mejor neutralizados.
El tren de la historia se acerca de nuevo y los valencianos esta vez nos hemos de aprestar para subirnos a él y no dejarlo pasar. Pero cómo subirnos y para que, será el motivo de otro artículo: Pacto federal o vía catalana (2).

Víctor Baeta de RV/PVE
València, mayo del 2017

Bildu demana a Podemos que concrete quin és el seu model d’Estat i com portarà a la pràctica el dret a decidir

Bildu demana a Podemos que concrete quin és el seu model d’Estat i com portarà a la pràctica el dret a decidir
EuropaPress Madrid | Dimarts, 13 de juny del 2017
La diputada d’EH Bildu en el Congrés, Marian Beitilarrangoitia, ha exigit aquest dimarts al capdavanter de Podemos i candidat a la Presidència, Pablo Iglesias, que concrete quin és el seu model d’Estat i de quina forma pensa portar a la pràctica el dret a decidir que diu defensar.
Durant la seua intervenció en el debat de la moció de censura d’Units Podemos contra Mariano Rajoy, la diputada de l’esquerra abertzale ha dit compartir amb el grup confederal en la “urgència” i “necessitat” de “desallotjar” al PP.
Ara bé, malgrat coincidir en les raons esgrimides per Units Podemos per a tirar a Rajoy de la Moncloa, Beitialarrangoitia ha apuntat que “la principal incògnita” de Bildu radica en com pensa el partit morat democratitzar l’Estat “perquè la defensa de la plurinacionalitat i el dret a decidir es porte a la pràctica”.
L’exalcaldesa d’Hernani ha qüestionat que des de Podemos defensen que en el referèndum català no cap una aposta unilateral “seriós i viable” i, no obstant açò, Iglesias no especifique quin és l’eixida per que l’aposta per a solucionar les demandes de la ciutadania d’aqueixa comunitat.
Perquè, segons ha advertit, si el que pretén és esperar al fet que es conforme una majoria que possibilite un canvi de la Constitució, pot ser que passen “dècades”. “Per tant, li demane més concreció si vol que la seua posició siga creïble”, respecte a la seua política territorial, ha insistit.