Increïble, però cert… a Ferri el postulen com substitut de Morera… per a pixar-se i no tirar gota. Crònica d’EL MUNDO

Revolcón al ‘aparato’ del Bloc: Compromís se escora a la izquierda
> El núcleo duro de Morera pierde los duelos y los jóvenes más nacionalistas dan el paso
> El Bloc no controlará el grupo parlamentario y Fran Ferri se erige como el relevo natural
> Voces internas hablan de «dejación de funciones» han dejado crecer a Iniciativa

La diputada Mònica Oltra, el sábado, vota en las primarias de...La diputada Mònica Oltra, el sábado, vota en las primarias de Compromís. MAO

H. SANJUAN Valencia /

EL MUNDO
La máxima forma de presión que tiene un partido es la elaboración de las listas: los que se portan bien son premiados y los díscolos corren el riesgo de caerse de las candidaturas. Y eso mantiene prietas las filas porque nadie quiere quedarse fuera. El Bloc, partido mayoritario y sustento territorial de Compromís, accedió a ceder el monopolio de las listas a la ciudadanía en una suerte de primarias abiertas con cuotas y el resultado le ha dejado contra las cuerdas. El aparato, desbordado por la inscripción masiva en el censo, ha salido derrotado en duelos clave y el Bloc que lidera Enric Morera no tendrá el control del futuro grupo parlamentario. Con los resultados de las primarias, Compromís se mueve definitivamente a la izquierda y el alma nacionalista se acentúa con la entrada de una nueva hornada de jóvenes.
El aparato del Bloc perdió las batallas para liderar las listas autonómicas en Alicante y Castellón. En la primera, la diputada Mireia Mollà se impuso al alcalde del Bloc (y el preferido por Morera), Rafael Climent. Además, la lista se completa con la presencia de Josep Nadal, el cantante de La Gossa Sorda un referente para los jóvenes nacionalistas de izquierdas. En la provincia de Alicante hay malestar en el partido puesto que creen que ha habido una «dejación de funciones» y se ha permitido que la candidata de Iniciativa ganara en comarcas como L’Alacantí donde esta formación es casi inexistente.
En Castellón, la apuesta de la dirección del Bloc, Mònica Àlvaro, tampoco pudo dar la sorpresa pese a haber conseguido que el censo se disparase en Vila-real, el municipio de la que es teniente de alcalde. Finalmente, Vicent Marzà le ganó la partida. Marzà es portavoz de Compromís en Castellón, una de las agrupaciones que más críticas se ha mostrado con el actual dirección del partido. Además, como Nadal, se enmarca en el sector más joven y valencianista de la formación.
No obstante, estas derrotas entraban dentro de lo previsto. Fue en Valencia donde las estrategias del núcleo duro del Bloc saltaron por los aires. Conocidos ya los nombres de Mònica Oltra como número uno y candidata a la Generalitat y de Enric Morera como dos, la disputa estaba en conocer quién ocuparía los puestos de salida. Las preferencias de la dirección eran el alcalde de Tavernes, Jordi Juan, y las ediles Teresa García (de Sagunto) y Cristina Suñer (de Xàtiva). Sin embargo, fueron el diputado Fran Ferri (que irá el cuarto pese a ser el más votado después de Oltra y Morera) y la coordinadora de Políticas Sectoriales de Compromís, María Josep Ortega (que será la sexta) los que consiguieron más apoyo. Ambos tienen carné del Bloc pero se han mostrado críticos con algunos de los movimientos de su partido. Asimismo, tienen un perfil más nacionalista; de hecho, Ortega forma parte de la corriente del Bloc Sobiranista d’Esquerres (BES).
El resultado de Ferri es muy significativo y lo coloca a los ojos de los críticos de la actual dirección del Bloc como el relevo natural de Morera. De hecho, en el Bloc entienden que el resultado de las primarias ha demostrado el interés de una buena parte de los afiliados y simpatizantes por renovar las estructuras del partido.
Por su parte, Iniciativa ha cumplido con sus objetivos y ha copado las primeras plazas de Alicante y Valencia y la tercera de Castellón a la que tenía acceso. Mientras Els Verds, minoritarios en la coalición, se tendrán que conformar con que su actual diputado Juan Ponce (que va de cinco en la lista de Valencia) repita y cruzar los dedos para que un buen resultado en Alicante permita a Cristina Rodríguez entrar.
La gran sorpresa de la madrugada -el recuento acabó pasadas las seis- fue Graciela Ferrer, una independiente ligada a la plataforma Xúquer Viu que se colocó como la adherida más votada (lo que le permitirá ser la número tres) por encima de dos de los favoritos: el sociólogo Rafael Xambó y el empresario Lluís Planes, que se quedan el 13 y el 15 de la lista respectivamente sin opciones de ser diputados.
En las tres capitales de provincias, sin votación para conocer a los candidatos a la Alcaldía, el morbo estaba en que sucedería en Valencia. Detrás de Joan Ribó el más votado fue Pere Fuset pero su perfil de hombre y del Bloc le coloca en el puesto cuarto de la candidatura. De la lista se cae la actual edil María Pilar Soriano.

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà. Els camps necessaris estan marcats amb *